Día Internacional de las Enfermeras y los Enfermeros

12/05/2022
Día Internacional de las Enfermeras y los Enfermeros
Share on email
Share on linkedin
Share on facebook
Share on twitter

El 12 de mayo se celebra el Día Internacional de la Enfermera con ocasión del aniversario del nacimiento de Florence Nightingale, pionera de la enfermería moderna y fundadora de la primera escuela de enfermeras del mundo. El día de la enfermera y el enfermero suponen un homenaje a su trabajo, a todo lo que estos profesionales hacen por nosotros a diario. 

Las enfermeras han cogido las riendas y se han convertido en uno de los principales motores de la sociedad. Es evidente que tienen mucho que aportar para mejorar el Estado del bienestar y la calidad de vida de la población “En todas las áreas y en cualquier edad las enfermeras están involucradas en cuidar las personas para mejorar su calidad de vida y ayudar a que lleguen a una autonomía dentro de su patología” comenta Núria Sáez, enfermera y experta en Gestión de la imagen corporal y terapias naturales-manuales. Para combatir una enfermedad no sólo se necesitan medicinas, sino también buenos cuidados y apoyo psicológico. En este sentido, la labor del enfermero o enfermera es de vital importancia, pues se ocupa de atender al paciente a lo largo de su proceso de recuperación. “La enfermera tiene un trabajo en todo lo que se relaciona con el cuidado, el camino a la mejora y la recuperación de la salud.” añade Núria Sáez. La esencia de la profesión es el cuidado. Un cuidado enfocado hacia las personas, desde una perspectiva integradora y con un enfoque biopsicosocial. 

Fuga de cerebros, la diáspora del conocimiento

La fuga de cerebros implica la pérdida de la inteligencia: talentos que otros países aprovechan. Así pues, entre las consecuencias de la fuga de cerebros se encuentra que no se aprovecha la productividad de los profesionales formados en la nación. La Enfermería ha sido vista como una carrera que exige humanismo, abnegación y sacrificio desde la época de Florence Nightingale, quien luchó por sus convicciones, acerca de la Enfermería y la salud. Hoy, nuestros líderes de Enfermería, ya han perdido esa chispa que una vez Florence encendió. Tal vez sea esto, una de las razones del descontento y frustración que lleva a los profesionales de la salud a salir de las instituciones. 

En los hospitales del Estado, hay más trabajo y a la vez, menos recursos humanos y de materiales, en consecuencia mayor estrés laboral. La fuga de cerebros de los hospitales debe hacer reflexionar a los administrativos de las instituciones de salud, quienes pueden realizar rondas durante los servicios, encuestas al personal y círculos de calidad con el fin de llegar a un consenso, mediante el cual se busquen los mecanismos que contribuyan a evitar la pérdida de profesionales valiosos. Basta recordar a Albert Einstein, quien dijo que “todos los imperios del futuro van a ser imperios del conocimiento, y solamente serán exitosos los pueblos que entiendan cómo generar conocimientos y cómo protegerlos.”

Cuidar la figura de la enfermera

Es importante cuidar la figura de la enfermera para prevenir y cuidar la salud de la población. La enfermera es una profesional que aporta a su trabajo dotes de empatía y comunicación. Debe exigir la correcta ejecución de todas y cada una de las técnicas que se realice alrededor del paciente y su familia para garantizar el mayor grado de seguridad y bienestar. Toda enfermera adquiere conocimientos para poder transmitirlos a sus pacientes. Hace de su profesión un campo de estudio que comparte con sus compañeros para seguir evolucionando. Cuantos más conocimientos específicos adquiere más valiosa es para el equipo, lo que pone en evidencia la necesidad y la importancia de la especialización enfermera para mejorar la calidad asistencial. 

Suscríbete a nuestra newsletter
Suscríbete a nuestra newsletter
  Corrija los campos marcados a continuación.