La asertividad en el trabajo y
en la gestión de equipos

Asertividad en el trabajo
Share on email
Share on linkedin
Share on facebook
Share on twitter

Para analizar el concepto de la asertividad en el trabajo, empecemos por el principio: ¿qué significa realmente asertividad? Según la RAE, es el adjetivo que define a esa persona que expresa su opinión de manera firme. Si profundizamos en la definición y nos centramos en lo que supone la habilidad de la asertividad, podríamos hablar de un estilo de comunicación en el cual expresamos lo que sentimos y/o pensamos de forma adecuada, respetando a los demás. 

De una forma más coloquial, entendemos la asertividad laboral como un tipo de comunicación, donde el emisor es capaz de decir algo de forma respetuosa, sin necesidad de agredir verbalmente; y el receptor puede recibir la información sin sentirse atacado, y sin la necesidad de responder de forma tensa o agresiva. 

En definitiva, cuando hablamos de comunicación asertiva dentro de un entorno laboral, hablamos de dialogar y escuchar en vez de imponer ideas o discursos.

Las personas son lo más valioso de las organizaciones

Tal y como lo mencionan especialistas en gestión de equipos, los grupos de personas en el trabajo tienen una personalidad propia. Persiguen un propósito común, con objetivos a conseguir, y su cumplimiento es responsabilidad de todos. Así pues, representa un engranaje de piezas, en el que si una no funciona o es visible algún desajuste, el resultado del conjunto no será óptimo. 

Debemos tener en cuenta que las personas son lo más valioso de las organizaciones, y por tanto deben representar el centro de los esfuerzos. De ellas depende el rendimiento empresarial y el grado de productividad. 

La importancia de la asertividad en el trabajo y en la gestión de los recursos humanos

Si queremos garantizar una buena armonía dentro del equipo, la compenetración y una sinergia realmente positiva, hay que esforzarse en conseguir implantar este tipo de comunicación.

Los beneficios son múltiples. Estos son algunos de ellos:

  • Permite conocer la filosofía de la empresa u organización y, en consecuencia, los objetivos y políticas organizacionales.
  • Si la comunicación es clara y directa, los objetivos y metas se consiguen más fácilmente por la mejora de rendimiento.
  • Las personas que forman el equipo conocen las habilidades de cada uno, lo que permite ayudarse mutuamente y entender el rol de cada uno.
  • Fomenta un estilo de gestión más horizontal, ya que se involucra al personal en la toma de decisiones.
  • Si todos los miembros del equipo se sienten parte del grupo y con la sensación de poder comunicarse con libertad, se fomenta la creatividad y la innovación.

¿Qué pasa si la comunicación asertiva no está presente en nuestro equipo de trabajo?

Algunos problemas en el trabajo derivados de la falta de comunicación asertiva son fácilmente identificables: 

  • Las órdenes o las cargas de trabajo se adjudican de forma autoritaria, sin tener en cuenta lo que piensa o siente el equipo.
  • Existen conflictos emocionales, que conllevan a una baja interacción entre compañeros.
  • Hay alguien dentro del equipo que permite que algún compañero lo agreda de forma psicológica dentro del área profesional. 
Asertividad en el trabajo

Cómo aprender a liderar y gestionar equipos correctamente

Estos últimos años se ha visto claro: cuidar al personal y retener el talento es un must para que las actividades empresariales se desarrollen de forma efectiva. La organización, el liderazgo y la humanidad pasan a primer plano en la escala de prioridades de los equipos. Cada vez son más las personas y empresas que destinan esfuerzos en mejorar este aspecto dentro de sus organizaciones.

Pero, ¿cómo se puede aprender a liderar y gestionar equipos de trabajo de alto rendimiento? Con dedicación y formaciones específicas. En Nus Agency somos profesionales del sector salud y hospitalario, y durante el transcurso de estos últimos años hemos vivido en primera persona esta falta de comunicación asertiva. Estas problemáticas de equipos suelen darse por la falta de un liderazgo adecuado a las necesidades de hoy, y esto conlleva una caída del rendimiento y la productividad dentro de la organización.

Por este motivo, reunimos a un equipo de profesionales y especialistas sobre coaching, liderazgo y gestión de equipos, para desarrollar un Máster especializado en Coaching Sanitario . Se trata de una formación acreditada por la UCAM, que permite obtener el conocimiento y las técnicas necesarias para la gestión óptima del día a día, la creación de equipos saludables y la mejora de la armonía profesional. 

Suscríbete a nuestra newsletter

Inscribirse a nuestra newsletter