Las cicatrices ¿ya no son para toda la vida?

Post blog Cicatrices

Las cicatrices son marcas que quedan en la piel después de sufrir una lesión y quemadura o tras una cirugía. Pero también se acaban convirtiendo en un problema estético para muchas personas. En el mejor de los casos, las cicatrices se consiguen disimular con tratamientos adecuados, pero eliminarlas por completo puede ser complicado o, en ocasiones, imposible.

Hablemos de lipedema

Mercè Aguarón nos habla en este webinar de las claves para comprender y abordar el lipedema desde la visión del fisioterapeuta.

Tipos de cicatrices

Las cicatrices pueden variar en apariencia y forma, dependiendo de varios factores como la profundidad de la lesión, el tipo de herida y la capacidad de curación de la piel. Estos son algunos de los tipos de cicatrices más comunes:

Cicatrices atróficas: Son cicatrices que aparecen hundidas en la piel y suelen ser el resultado de la pérdida de tejido durante el proceso de curación. Esto incluye cicatrices de acné y cicatrices por varicela.

Cicatrices hipertróficas: Son cicatrices elevadas que se forman cuando el cuerpo produce demasiado tejido conectivo durante el proceso de curación. Suelen ser rojas y abultadas, pero no se extienden más allá del límite de la herida original.

Cicatrices queloides: Son similares a las cicatrices hipertróficas, pero se extienden más allá de los límites de la herida original y pueden crecer con el tiempo. Suelen ser más comunes en personas con predisposición genética y en áreas como el pecho, la espalda y los hombros.

Cicatrices lineales: Son cicatrices que aparecen como líneas delgadas en la piel y son el resultado de cortes o incisiones quirúrgicas.

Cicatrices de quemaduras: Pueden variar en apariencia dependiendo de la gravedad de la quemadura, pero suelen ser áreas de piel endurecida, pigmentada de forma irregular o con cambios en la textura.

Cicatrices de estiramiento: Son cicatrices que se forman cuando la piel se estira rápidamente, como durante el embarazo o el crecimiento rápido durante la adolescencia. Suelen aparecer como líneas delgadas y blancas en la piel.

Cicatrices difíciles de tratar

La eliminación de cicatrices puede ser más complicada en ciertas partes del cuerpo debido a la sensibilidad de la piel, la tensión constante en la zona o la capacidad limitada de la piel para regenerarse.

Algunas áreas donde puede ser más desafiante eliminar cicatrices son:

Rostro, manos y articulaciones: Las manos y las articulaciones están constantemente en movimiento, lo que puede dificultar que las cicatrices se cierren adecuadamente.

Cuello y pecho, zonas con pliegues o arrugas: Pueden ser más difíciles de tratar debido a la fricción constante y la dificultad para mantener los apósitos en su lugar.

Partes del cuerpo con piel delgada: En estas áreas, es importante trabajar con un dermatólogo o cirujano  experimentado para determinar el mejor enfoque de tratamiento y gestionar las expectativas sobre los resultados.

Post blog_Cicatriz cara

Técnicas de eliminación

Las cicatrices pueden afectar nuestra autoestima, especialmente si se encuentran en zonas visibles de nuestro cuerpo como el rostro, cuello o manos.  Por suerte, existen técnicas que ayudan a eliminarlas. Los métodos más utilizados son los siguientes:

Cremas y geles tópicos: Contienen ingredientes como ácido hialurónico, vitamina E, o retinoides, que pueden ayudar a mejorar la apariencia de las cicatrices con el tiempo.

Terapia láser: Los tratamientos con láser pueden ayudar a reducir la apariencia de las cicatrices al estimular la producción de colágeno y mejorar la textura de la piel. Esto puede incluir láser de CO2, láser de colorante pulsado (PDL), y otros.

Microdermoabrasión: Este procedimiento exfolia la capa superior de la piel, lo que puede mejorar la apariencia de las cicatrices superficiales.

Peelings químicos: Los peelings químicos utilizan ácidos para exfoliar la piel y promover el crecimiento de piel nueva y sin cicatrices.

Inyecciones de corticosteroides: En el caso de cicatrices hipertróficas o queloides, las inyecciones de corticosteroides pueden ayudar a reducir la inflamación y aplanar la cicatriz.

Cirugía: En algunos casos, especialmente con cicatrices grandes o complejas, la cirugía puede ser necesaria para eliminar la cicatriz y cerrar la herida de manera más limpia.

Es importante hablar con un profesional para determinar cuál es la mejor opción para tu tipo de cicatriz y tus necesidades individuales.

Mientras tanto, es importante mantener una buena higiene en la zona de la cicatriz, aplicar siempre protección solar y masajear la zona con aceites naturales como la rosa mosqueta.

Cursos recomendados
Sigue leyendo
Suscríbete a nuestra newsletter

Inscribirse a nuestra newsletter


Correo electrónico   *
Nombre *
Apellidos *
et_nus 
*Campos obligatorios
Nota: Es nuestra responsabilidad proteger su privacidad y le garantizamos que sus datos serán completamente confidenciales.